Cómo hacer un strip-tease: Técnicas y consejos

¿Qué se te ocurre mejor que un strip-tease para calentarte y ponerte a 100? Te presentamos nuestros consejos y algunas técnicas para dominar este sugerente arte, que te ayudara a ti y a tu pareja a poneros a tono.

strip-teaseUna danza erótica

Practicado en los clubs y las discotecas, el striptease proviene del inglés «strip», desvestir y “tease» excitar. Es un espectáculo de baile erótico en el que la mujer (o el hombre) se desvisten lentamente, retirando una por una las piezas de su ropa al ritmo de una música sensual. Cuanto más ropa lleve la bailarina o el bailarín, más tiempo durará el striptease.

El striptease es un preámbulo excelente. No es necesario ser una profesional para practicarlo, pero hay algunos puntos que debemos recordar para hacerlo correctamente:

Las reglas de oro

La preparación

– Practica bailando delante de tu espejo, trabaja el contoneo, los movimientos y la sensualidad de tus gestos.

– Debe mostrar tu mejor imagen. Tienes que gustarle. Hay que pues estar perfecto de la cabeza a los pies. Utiliza aceites para la piel. La depilación es evidentemente obligatoria. Luego, hidrata tu cuerpo con una leche corporal, o mejor, con un aceite bordado con purpurina. Utiliza adornos provocativos: escoje un bello adorno de lencería de encaje o de seda, negra o roja preferentemente.

– Opta por la ropa más sexy y más fácil de quitar: falda ceñida, medias y blusa, indispensable para que te la quites poco a poco. Los más caprichosos podrán también elegir una ropa más original para la ocasión, con arreglo a las fantasías de su pareja: traje de enfermera, de alumna, de azafata…

– Selecciona una música de ambiente adecuada. El ritmo debe ser lento. Si no se te ocurre qué poner, siempre puedes recurrir a la evocadora «You can leave your hat on» de Joe Cocker, la canción sobre la cual Kim Basinger hace sonido famoso striptease en la película «Nueve semanas y media».

– Tamiza la luz. Esto crea una atmósfera sexy, y además camufla tus pequeños defectos. Instala a tu espectador en una butaca. Puedes decidir atarle las manos con esposas para sazonar con guindilla el espectáculo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.