Los alimentos y el sexo

Alimentos y sexo

Algunos alimentos no se llevan bien con el sexo. En efecto. No todas las cosas que comemos son aptas para consumir en cualquier momento. Es obvio que, por ejemplo, una cena copiosa es contraproducente inmediatamente antes de irse a dormir. Lo mismo secunde con el sexo. Hay algunas cosas relacionadas con la alimentación que no son adecuadas para el sexo. Del mismo modo que existen alimentos que nos proporcionan una mayor energía sexual, que influyen positivamente en nuestra libido o que nos hacen sentir menos cansados, existen otros alimentos que, por diferentes razones, producen los efectos contrarios. Por ello, resulta conveniente no ingerir antes de una sesión de sexo. Vamos a proceder a enumerar alguno de ellos.

Alimentos y sexo
Alimentos y sexo

De todos los alimentos, los peor que se puede consumir antes de una sesión de sexo son las legumbres y, de forma muy especial, las judías en cualquiera de sus variedades. Su poder nutritivo es indudable pero, a nadie se le escapa que, en este caso, es l que menos nos debe preocupar. Este tipo de alimento produce flatulencias intensas, lo que puede resultar verdaderamente incómodo en medio de un encuentro sexual.

El ajo es otro de los alimentos que no vienen nada bien antes del sexo. Por un lado, al igual que las judías, contiene una gran cantidad de almidón, lo que puede provocar un efecto similar en lo que se refiere a los gases pero, además, el ajo, como todos conocemos, tienen otra particularidad. Su sabor, especialmente intenso, se queda impregnado en tu boca y hará que tu aliento exhale un olor nada agradable para el asunto que nos ocupa.

En la lista de alimentos prohibidos antes de una buena e intensa sesión de sexo, hemos de incluir al queso Es probable que esta inclusión provoque cierta sorpresa, Sin embargo, los quesos, especialmente los más curados, provocan, al igual que el ajo, que el mal aliento se instale en la boca de cualquiera, cosa que, en absoluto, resultará agradable a tu pareja cuando estéis practicando sexo. Trata de evitar los quesos antes del sexo y, con toda seguridad, tu pareja lo agradecerá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.