El frío y la pasión sexual

Sexo y frío

El frío está a punto de llegar. Se nos está yendo el verano y, en pocas semanas, nos habremos instalado plenamente en el invierno. la bajada de temperaturas ya ha comenzado y, en pocos días, se manifestará de forma totalmente evidente. El sol, cada vez, calienta menos y nuestro bronceado conseguido con esfuerzo durante todo el verano, se irá perdiendo hasta que no quede nada de él. Todos sabemos que las buenas temperaturas son propicios para el sexo pero ¿cómo se llevan el frío y el sexo?

Sexo y frío
Sexo y frío

En realidad,  la pasión sexual tiene inconvenientes serios con el frío. La ausencia de luz hace que la producción de serotonina que produce nuestro cuerpo sea menor. Esta hormona se encarga de generarnos bienestar y deseo. Además, la inepta de alimentos es mayor, lo que provoca que nos sintamos más pesados y, por tanto, menos atractivos. Ninguna de estas circunstancias ayudan a que crezca el deseo sexual. Si, además, añadimos estados gripales y el letargo lógico que produce, parece lógico pensar que el número de pensamientos eróticos sean menores en estos días.

Sin embargo, a pesar de los problemas que para el frío supone para encender la pasión sexual, siempre podemos revertir la situación si de verdad nos ponemos a ello. Podemos tomar medidas contra el frío tales como acondicionar la temperatura del lugar en el que nos encontremos con nuestra pareja, calentarnos cubriéndonos con la misma manta o, si fuera necesario, juntar los cuerpos para hacer subir la la temperatura.

Algunas otras cosas que podemos hacer para subir la temperatura y, con ella, la pasión sexual es compartir una copa de vino, que siempre ayuda, comer algo de chocolate o, mejor aún, aprovechar para dar o recibir un buen masaje con un aceite adecuado para calentar un poco las temperaturas gélidas propias de los rieres invernales.

Al mal tiempo, como dice el refranero popular. Lo más importante es que nos esforcemos en buscar la manera para crear el ambiente necesario para el encuentro sexual a base de ponerle trampas al frío. Si somos capaces de conseguirlo podremos disfrutar del sexo independientemente de la temperatura exterior.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.