Enero, el mejor mes para el divorcio

Divorcio en enero

El divorcio está establecido, de forma totalmente natural, en nuestra sociedad. Un apelación empieza y, a veces, termina. Entre tanto podemos optar por ser felices, disfrutar de la compañía de la otra persona, gozar de increíbles sesiones de sexo o, por el contrario, podemos torturarnos y no ser felices. Lo cierto es que, ya sea eligiendo una opción o eligiendo la contrario, la posibilidad de la ruptura de la pera en forma de divorcio ahí está.

Divorcio en enero
Divorcio en enero

Si las navidades son una época propicia para compartir vivencias familiares y, por supuesto, sexuales con nuestra pareja, el mes de enero, tan próximo a estas fiestas tan entrañables, es, al menos en España, la temporada alta para los divorcios. Al menos esos son los datos que maneja y ha hecho públicos el Consejo General del poder Judicial. Pero, ¿existe una explicación para este dato?

Un dato a tener en cuenta es que cuando nos encontramos en un contexto de recesión económica, el numero de separaciones y divorcios suele disminuir. No escapa a nadie que, en este país, aún, los divorcios son algo muy elevado de precio y que no está al alcance de cualquier bolsillo. Por eso, sucede que las parejas que quieren romperse prefieren esperar a una situación de bonanza económica. Por otro lado, cuando la pareja ya se encuentra antes del periodo navideño, especialmente si hay niños por el medio, suelen esperar a que  pasen las fiestas para no enturbiar el ambiente mágico que generan, especialmente en los menores. Cuando esto sucede, el mes elegido para la ruptura eso enero.

Cuando la decisión de divorcio no está aún definida pero las cosas no van bien, la presencia de las fiestas navideñas no hacen más que empeorar las cosas. En este periodo del año, los compromisos familiares suponen pasar un mayor tiempo juntos y, con ello, una mayor exposición a la posibilidad de conflicto. Si a esto unimos los gastos extraordinarios de esta época del año que, en la mayoría de los casos, suelen agrandar el problema, el resultado suele ser siempre el mismo. divorcio en el mes de enero.

No debemos olvidar que a finales de año solemos hacer buenos propósitos para el año que viene y, sin duda, romper con  nuestra pareja si las cosas ya no funcionan, es uno de los más frecuentes.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.