Aumentar el placer en el sexo

Aumentar el placer en le sexo

Aumentar el placer en tus encuentros sexuales siempre es una buena idea. No es relevante si se trata de hacerlo con tu pareja habitual y en el entorno de una relación estable o so, por el contrario, el objetivo es hacerlo en un apasionado encuentro furtivo de sexo ocasional. Todos nos hemos visto sorprendido alguna vez fantaseando cómo sería nuestro próximo encuentro sexual e imaginando llevar adelante técnicas que consiguiesen aumentar el placer en el sexo.

Aumentar el placer en le sexo
Aumentar el placer en le sexo

Precisamente hoy vamos a dares algunas ideas para conseguir aumentar el placer en el sexo. Como en todo en esta vida, y de forma muy especial cuando se trata de sexo, no estamos ante las respuestas o soluciones definitivas. Cada persona es un mundo y debe investigar y explorar su propia sexualidad para descubrir qué cosas les producen placer y cuales no. Sin esa faceta exploradora e investigadora en torno al sexo, al propio cuerpo y a la sexualidad en general, nada tiene demasiado sentido. pro tanto, nuestras propuestas son meras sugerencias que en algunos casos pueden resultar positivas y en otras no, por lo tanto, lo mejor es que cada uno se elabore sus propias ideas en torno a las que investigar.

El Kamasutra, sin duda, es un libro abierto, nunca mejor dicho de sabiduría popular en torno al sexo. Nada mejor para aumentar el placer en el sexo que sumergirse en el mundo de posibilidades que este sabio y milenario libro nos ofrece. La variedad absoluta de posturas que nos ofrece son una verdadera invitación a la pasión sexual. Investigar en pareja las posibilidades que nos ofrece es, sin duda, una vuela alternativa para acercarnos al aumento de placer en nuestros encuentros sexuales.

Investigar en pareja diferentes posturas mientras vemos una película erótica también puede suponer una fuente inagotable para aumentar el placer en el sexo, Podemos limitarnos repetir las escenas sexuales que vemos en pantalla, podemos usarlas como aperitivo para nosotros profundizar en ellas o, incluso, podemos salirnos del propio encuentro sexual y recrear los prolegómenos e inicios de cada escena, antes aún, del comienzo de la acción sexual propiamente dicha.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *