La masturbación en pareja

La masturbación conjunta

La masturbación en pareja puede ser un más que excitante juego sexual pero, además, puede convertirse en la forma perfecta de conocer el cuerpo de nuestra pareja y sus gustos y necesidades sexuales. De la misma manera que la masturbación aparece en nuestra vida como una posibilidad de autoconocimiento y de exploración de las posibilidades sexuales que nuestro cuerpo nos puede proporcionar, la masturbación en pareja puede convertirse en la manera perfecta de conocer nuestra sexualidad en pareja.

La masturbación conjunta
La masturbación conjunta

Son muchas las maneras que tenemos e disfrutar de la masturbación en pareja. No debemos limitarnos, únicamente, a la conocida como estimulación simultánea. Está claro que tocar un cuerpo desnudo o que nos toquen a nosotros puede ser muy excitante pero no es necesario que sea al mismo tiempo. De hecho, esperar nuestro turno puede añadirle morbo y excitación a nuestro encuentro sexual. Esto no quiere decir que haya que descartar la masturbación conjunta, ni muchísimo menos, sino que existen otras formas de compartir masturbación con nuestra pareja y que pueden ser igualmente excitantes. Cada momento, como en todo, tiene su acción más recomendable.

En el caso de los hombres, es necesario que conozca que el clítoris es el lugar clave pero, sin embargo, no es el único que podemos y de debemos manejar. también tenemos los pechos, las nalgas o el cuello para transmitir sensaciones eróticas a nuestra compañera de fatigas sexuales.

En el caso de las mujeres, es preciso que tengan en cuenta que el pene es el punto erógeno de los varones por excelencia pero que, al igual que en ellas, existen otros lugares adecuados para conseguir la excitación sexual o para complementarla. El perineo, los testículos y los márgenes del ano son algunos de estos lugares.

Un juego sexual que puede provocar un superlativo grado de excitación es provocar sexualmente a tu pareja tanto que se vea abocada a masturbarte delante de ti. Sin tocarle ni un sólo pelo. Hacer crecer tanto su excitación sexual que no pude contenerse y comience a masturbarse sin reparar en que no está sola. Conseguir este nivel de excitación en tu pareja no sólo resultará excitante para ella, te lo aseguro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *