Los hombre sin deseo

Hombres sin deseo

La idea de hombres sin deseo sexual se nos hace complicada de imaginar. Normalmente, solemos pensar que los hombres son capaces de tener un mayor deseo sexual que las mujeres. En realidad, lo que mucha gente piensa es que los varones quieren sexo todo el rato, con quien sea y en las circunstancias que sean y, por el contrario, la mujer, no. Es como si hubiese que convencerlas para mantener un encuentro sexual porque su naturaleza es rechazar, de forma sistemática, el sexo. Sin embargo, el deseo sexual no es patrimonio de los hombres. Tanto es así que por supuesto que existen hombres sin deseo sexual.

Hombres sin deseo
Hombres sin deseo

Desde el comienzo de la revolución sexual, con la integración activa de las mujeres al mundo del sexo de forma progresiva pero eficaz, y con este problema social claramente resulto, parecería, pues, que la falta de deseo sexual serán una cosa del pasado. Sin embargo, esto no es así. Es cierto que, en general, tanto los hombres como las mujeres, quieren mantener sexo, explorar nuevos caminos y disfrutar de la propia sexualidad. A pasar de ello, la cantidad de varones que no perciben el deseo sexual ha crecido gradual y constantemente. Parece que una cifra superior al 60% de los hombres suelen rechazar, de forma frecuente, las relaciones sexuales con su parea por problemas de libido.

Sin dudad, la ausencia de deseo sexual entre la población masculina es una disfunción sexual que más incidencia tienen tanto a niel individual como de parea porque, por tela general, no sabemos cómo hemos de enfrentarnos a ella. Frecuentemente, además del problema en sí, las personas y parejas que se enfrentan a esta situación suelen enfrentarse a su propio rechazo y a la culpabilidad de su pareja que, casi siempre, se siente responsable. Estas nuevas presiones no hacen mas que complicar las cosas y hacer más complicada la saludad de la situación a la que nos referimos.

La búsqueda de ayuda especializada cuando en hombre atraviesas una fase de su vida en la que desaparece el deseo sexual resulta fundamental para poder ponerle remedio. Un análisis pormenorizado de las circunstancias suelen derivar en un diagnóstico adecuado del problema, primer paso para solucionarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.