Las sexualidad y la felicidad

Sexualidad y felicidad

Para entender la relación entre la sexualidad y la felicidad necesitamos, primero, ampliar el concepto que tenemos del aspecto de la sexualidad o energía sexual que, erróneamente, atribuimos solo al sexo. Imagina una fuerza que reside dentro de ti y es capaz de realizar todos tus sueños. Y que cada mañana se mueve para hacer este deseo real en tu vida. Esta fuerza es una fuente inagotable de creatividad e inspiración y, por definición, de innumerables científicos y estudiosos del comportamiento humano se trata de la energía sexual. ¿Y si el combustible para alcanzar metas, sueños y objetivos reside dentro de ti, ¿cómo es su relación con esa fuente inagotable de todos los recursos posibles para una vida de abundancia y prosperidad? ¿Cómo está tu relación más íntima con tus propios valores? ¿Cómo es tu relación, en definitiva, con tu propia felicidad?

Sexualidad y felicidad
Sexualidad y felicidad

La sexualidad está íntimamente ligada a tu energía vital, ella es la propia fuerza que te mueve hacia cualquier aspecto de tu vida. Es posible que, en el resto de las circunstancias que rodean a un ser humano, tu vida pueda transcurrir llena de limitaciones y pocos recursos. Entonces, ¿cómo alcanzar una existencia de plenitud y felicidad si no hay conexión con la fuente generadora de la vida? ¿Si no hay placer al hacer lo que haces todos los días?

El concepto de felicidad es personal e intransferible, eso es evidente. Sin embargo, saber manejar sexualidad, de la que, como hemos dicho al principio, tenemos todas las herramientas, con la solvencia suficiente, nos acerca sobremanera a alcanzar estos objetivos de felicidad inherentes al ser humano. No existe una manera de construir nuestras experiencias de felicidad sin relacionarnos, ya sea con las personas, con la naturaleza, con los elementos y todo lo que nos rodea.

La sexualidad, en sí misma, es relación, energía vital, es el placer en vivir nuestro propio propósito de vida. Utilizarla a nuestro favor, disfrutando de ella, nos acercará a alcanzar nuestros objetivos de felicidad. Precisamente por este motivo, resulta tan importante que pongamos en oren nuestra forma de relacionarnos con nuestra propia sexualidad para utilizarla en busca de nuestra propia felicidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.