El miedo al sexo

Miedo al sexo
El miedo al sexo es una fobia que se va con mayor frecuencia de la que pensamos. Se puede considerar un trastorno grave en el deseo sexual. Cuando una persona tiene este tipo de adicción al sexo suele sufrir ansiedad angustia cuando se acerca el momento de mantener relaciones sexuales con otras persona. Sin embargo, una persona que tiene miedo al sexo no tiene porque ver alteradas el resto de las respuestas sexuales. Así, en el caso de los hombres la elección o eyaculación no tienen porque verse afectadas. Y en el caso de las mujeres cuestiones como la lubricación no tienen porque ser un problema añadido.

Las personas que tienen miedo al sexo puede manifestarlo en una relación sexual completa o, por el contrario, ante cualquier tipo de acercamiento a una sesión sexual. Los motivos que desencadenan este tipo de reacción puede ser muy variados. Incluso, a menudo, esta situación no se debe a una única causa si no te responde a una concatenación de circunstancias.

Es frecuente que algunos factores psicológicos pagan más grave el problema. Algunas circunstancias vividas pueden resultar traumáticas y desencadenar este tipo de reacción. No tiene porque tratar siempre una respuesta inmediata. Al contrario, resulta habitual que los síntomas aparezcan años después de haber sufrido el trauma.

En ocasiones, las personas que tienen miedo al sexo ni siquiera es consciente de la causa que  lo originó. Al igual que sucede con otro tipo de fobia la acciones pueden incluir náuseas, pánico, desmayos o dificultades para respirar. Lógicamente, la persona que parece esta fobia trata de evitar en lo posible estas reacciones. Evitar cualquier tipo de encuentro sexual es la salida más fácil. Sin embargo, como es lógico, esta reacción no hace más que esconder el problema. Lo que debemos hacer cuando nos encontramos en esta situación es tratar de ponerle solución.

Como en cualquier otro tipo de salud relacionado con cuestiones sexuales, Acudir a un profesional capacitado es la mejor forma de solucionar el problema. Si bien no existen recetas milagrosas, un médico especializado que es capaz de realizar un diagnóstico acertado y que Terminar el tratamiento adecuado para solucionar el problema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.