Hola, soy tu menstruación

La menstruación
La menstruación es algo tan natural como la vida misma. De la misma manera que la sexualidad resulta ser algo inherente al ser humano. Por lo tanto es inevitable que la mestruación esté ligada a la sexualidad. Es evidente que el sangrado menstrual existe porque las mujeres poseen capacidad reproductiva. Esto es algo obvio. Sin embargo, su existencia no tiene porque alterar ningún aspecto de la vida. La menstruación resulta algo natural y hemos de asumirla con esta misma naturalidad.

La menstruación, por otro lado, debe ser una oportunidad para conocer el propio cuerpo. Un conocimiento de los tiempos, ciclos e, incluso, los estadios de ánimo que sea social a ellos puede resultar fundamental para que la mujer sea capaz de disfrutar plenamente de su propia sexualidad. Conocer en qué fase del ciclo se encuentra una persona puede ayudarla sí misma en la búsqueda de la satisfacción sexual plena.

La menstruación no es igual en todas las mujeres. Ni el tiempo ni en duración ni siquiera en las molestias que puede llegar a provocar. A unas personas les afecta de una manera mientras que otras loco hace de una forma totalmente diferente. Incluso el color del sagrado tiene diferencias en tres diferentes mujeres. Incluso puede presentar diferencias en la misma mujer en diferentes situaciones.

El tamaño del endometrio puede resultar fundamental a la hora de determinar el tiempo de duración de la mensturación. En general, cuanto más grande sea este mayor duración tendrá. También resulta habitual que a mayor tamaño del endometrio las molestias que se sufre también sean mayores.

La mayoría de los métodos anticonceptivos basados en la ingesta de hormonas por parte de las mujeres lo que hacen es regular, precisamente, el crecimiento del endometrio. De esta manera, la actuación sobre el tamaño del endometrio,  alivia las molestias y el sangrado dura menos tiempo.

En cualquier caso, hemos de quedarnos con la naturalizdad con que hemos de tomarnos la menstruación. Y, sobre todo, con que no debe alterar nuestra vida en absoluto. No hay nada que podamos hacer normalmente que no resulte recomendado en los días en que se produce.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.