¿Ya? Detectar el orgasmo femenino

Detectar un orgasmo femenino

Detectar el orgasmo femenino, en ocasiones, no es tarea facil. «¿Te has corrido?» es, probablmente,  la pregunta más repetida en la historia de los encuentros sexuales. A nadie escapa que el orgasmo masculino es sencillo  de detectar. Casi en todos los casos vienen acompañado de la eyaculación. El semen, sin lugar a dudas, es bastante relevante en este sentido. Sin embargo,  la respuesta fisiológica de una mujer ante el estímulño sexual, a veces, no resulta ser tan evidente. También es ciero que existe demasiado desconocimiento de los hombres hacia como funciona la sexualidad femenina. Sin duda, esto implica enfrentarse ante determinadas  cuestiones incómodas. Y la detección del orgasmo femenino es una de ellas.

El cine porno no suele ser, casi nunca, demasiado representativo de la realidad. Ni mucho menos.  En este tipo de ficción, el orgasmo femenino suele ser escandaloso, muy sonoro  y, por si fuera poco, se suele mostrar habitualmente acompañado de la eyaculación masculina. De esta manera su detección resultaría evidente. Sin embargo, la realidad suele ser bastante distinta.

Los más agudos observadores habrán observado que el clítoris ofrece una ingente cantidad de terminaciones nerviosas. Todas ellas diseñadas para el goce sexual de la mujer. Otros, con menor información, deben pensar que estamos ante un pulsador que, cuando se toca, hace que el orgasmo aparezca automáticamente.

Como siempre decimos desde este espacio, cada mujer tiene diferentes mecanismos para alcanzar el orgasmoDe esta manera resulta altamente probable que lo que una chica le hazo tocar las estrellas, a otra, simplemente, no le termine de convencer. Por supuesto que no pasa nada. Para eso está la comunicación y la empatía. No todos ni todas disfrutamos de las mismas cosas. Ni en la cama ni fuera de ella.

De la misma manera que todas las mujeres disfrutan de diferentes cosas, expresan su orgasmo de diferentes maneras. Detectarlo no siempre es facil. Sin embargo, existen algunas  reacciones fisiológicas más evidentes. Puede que algunas de ellas sean el aumento del ritmo cardíaco y la hiperventilación. Por otro lado,  en la vagina, se suelen producir  contracciones. Incluso, algunos hombres   pueden llegar a sentir una mayor presión en su pene cuando estas aparecen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.