Posiciones de yoga para el sexo (parte 1)

Posiciones de yoga

Son muchas las posiiones de yoga que se pueden utilizar para el sexo. El yoga puede ser una excelente manera de mejorar su flexibilidad, aumentar la masa muscular y mejorar su salud cardiovascular y circulatoria. Si eres un principiante, intermedio o experto en yoga, probablemente ya te hayas acostumbrado a varias posiciones. Incluso puede ue tengas algunas favoritas.
Lo que quizás no haya considerado es el hecho de que muchas de estas posiciones se pueden usar con bastante facilidad en el dormitorio. El yoga y el sexo tienen mucho en común, es posible que algunas de sus posiciones de yoga solo necesiten pequeñas modificaciones para transformarlas en emocionantes posiciones sexuales.

Si eres un novato en el yoga, ciertamente no te recomendamos que intentes adaptar posiciones avanzadas como la luciérnaga, pero hay un montón de posturas de yoga  que podrían agregar flexibilidad a tus actividades nocturnas. ¿Quieres saber más sobre yoga y sexo? Vamos a darte algunas posiciones para utilizar en le sexo.


La primera es la posición de yoga de gato. Esta postura se logra desde la posición de las manos y las rodillas. Desde aquí, simplemente redondea la columna hacia el techo con la cabeza hacia abajo en neutral. Esta posición es fácilmente adaptable para el sexo y puede ser utilizada tanto por hombres como por mujeres. La postura es básicamente la posición del perrito, sin embargo, con el receptor arqueando la espalda. Ambos pueden experimentar nuevas sensaciones con la vagina y el ano en un ángulo diferente.

Otra posición  de yoga recomendable para el sexo es la de la vaca. Piensa en esta postura como lo opuesto a la postura del gato y puedes ver por qué es una posición de yoga tan genial y sexy. Al igual que con la posición del gato, comienza con las manos y las rodillas. Esta vez, en lugar de arquear la espalda hacia el techo, debe arquear la espalda hacia el piso, manteniendo la cabeza hacia adelante.

Esta posición es una variación natural de la posición normal del perrito, sin embargo, con la espalda arqueada hacia abajo, puedes experimentar nuevas sensaciones una vez que su compañero haya ingresado en usted.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.