Erotofobia: miedo al sexo

Erotofobia

La erotofobia es un problema que, a pesar de que no sea muy visible, está presente en nuetsra sociedad. La ansiedad y la preocupación por el sexo no son infrecuentes. Pueden variar desde pequeñas inseguridades sobre la imagen corporal hasta preocupaciones más grandes sobre el rendimiento sexual.
Sin embargo, para algunos de nosotros, esta ansiedad y preocupación pueden formar parte de un problema mayor:  el miedo al sexo en sí.  El miedo al sexo, o el miedo a la intimidad sexual, se conoce  como erotofobia. También es un término general que abarca una amplia gama de miedos más específicos que pueden variar dramáticamente tanto en síntomas como en gravedad.

Muchos de nosotros tenemos cierta ansiedad en torno a nuestra vida sexual, pero, como con todas las fobias, la erotofobia supera una simple aversión o aversión a la actividad sexual. Hay muchos signos y síntomas que puede experimentar si tienes fobia sexual. Si no se trata, el miedo tiene el potencial de afectar tu vida sexual y tus relaciones.

En términos generales, los síntomas de una fobia sexual incluyen muchos que son típicos de todas las fobias. Estos pueden desencadenarse antes o durante el contacto sexual consensuado. Algunos son los siguientes:

          • Sentimientos de pánico
          • Palpitaciones
          • Boca seca
          • Sudoración excesiva
          • Falta de aliento
          • Sensación de desmayo
          • Náuseas


El miedo al sexo puede provenir de varios factores. Descubrir la causa de la fobia puede ser de vital importancia ya que el tratamiento a menudo trata la causa de la ruta en lugar del manejo de los síntomas.

Hay muchas cosas que se pueden hacer en el hogar para combatir el miedo al sexo. Es posible que no tengas una fobia total. Si este es el caso, hay muchas tácticas que puede emplear para superar la ansiedad de nivel inferior. Una pequeña cantidad de ansiedad en torno al sexo es perfectamente normal y ciertamente no debes dejar que obstaculice tu vida sexual.

Un buen lugar para comenzar es discutir tus ansiedades con su pareja. Si actualmente estás soltero, ¿por qué no intentas discutirlo con un amigo cercano o un familiar? Sin duda, es sería un excelente comienzo en busca de la solución definitiva.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.