El palcer del sexo anal

Disfrutar del sexo anal

El sexo anal es un gran placer sexual y un condimento lujurioso añadido a las actividades sexuales. Muchas terminaciones nerviosas en el recto y en la zona anal responden bien a determinado tipo de estimulaciones. El sexo anal, sin duda, es una de las opciones más placenteras dentro del mundo del sexo.

Dos anillos de músculos, llamados esfínteres, que funcionan de forma independiente, forman la puerta anal. El esfínter externo está controlado por el sistema nervioso central, como los labios o los dedos. El esfínter interno es autónomo. Como el corazón. Reacciona y se tensa incluso cuando intenta relajarse. Con experiencia y práctica, es posible que puedas controlar el movimiento del esfínter interno para lograr una fácil penetración durante el coito anal.

Con un poco de atención y los conocimientos adecuados, el sexo anal no es doloroso ni desordenado, sino que está lleno de placeres y satisfacciones. El dolor en la actividad sexual anal significa que algo anda mal. Con suficiente lubricante y paciencia, es completamente posible disfrutar del sexo anal como una parte satisfactoria de tus actividades sexuales.

Es un hecho que muchos hombres y mujeres pueden alcanzar el orgasmo más fácilmente con la ayuda de sexo anal. Así que es buena idea aprender cómo hacer sexo anal seguro y placentero para no abstenerse de darle estos placeres sensacionales a tu amante.

Si deseas evitar cualquier inconveniente en el sexo anal, puedes beneficiarte de dietas específicas para deposiciones regulares. Para realizar movimientos sin esfuerzo necesitas controlar tu comida.

Incluso en la actividad sexual anal más alegre, nunca olvides reservar estrictamente los dedos, vibradores o consoladores solo para inserciones anales y no usarlos para la inserción vaginal sin una verdadera limpieza. Si cambias a las relaciones sexuales vaginales después del sexo anal, cambia el condón por uno nuevo. Los microorganismos rectales son inofensivos en el recto, pero si se transfieren a la vagina,  pueden causar infecciones graves.

Algunas personas aman la cópula anal. Otras lo odian. De todos modos, no fuerces a tu pareja a practicar la penetración anal si no está de humor. Tampoco te sientas obligado a practicar este tipo de sexo si no lo quieres. Mejor es probar esta práctica en un momento especial, cuando tú y tu pareja necesitéis algo diferente. O cuando te sientas listo para descubrir placeres únicos del coito anal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.