Hablemos del narcisismo

Narcisismo

El narcisismo está más extendido en nuestra sociedad de lo que a menudo creemos. Empecemos por definirlo. El narcisismos es un patrón de rasgos y comportamientos que significan enamoramiento y obsesión con uno mismo hasta la exclusión de todos los demás y la búsqueda egoísta y despiadada de la propia gratificación, dominio y ambición.

La mayoría de los narcisistas  son hombres. Entre el 50 y el 70%. El trastorno narcisista de la personalidad  pertenece a una familia de trastornos de la personalidad conocido como «Grupo B». Otros miembros del grupo B son la enfermedad de Parkinson, la enfermedad de Parkinson antisocial y la enfermedad de Parkinson histriónica.

El transtorno de narcisismo, a menudo, se diagnostica con otros trastornos de salud mental o con abuso de sustancias y conductas impulsivas e imprudentes. En realidad, hay poca investigación sobre el narcisismo. Pero lo que hay no ha demostrado ninguna predilección étnica, social, cultural, económica, genética o profesional. Se estima que el 0,7-1% de la población general padece este problema.

El narcisismo patológico fue descrito por primera vez en detalle por Freud. Otros contribuyentes importantes son: Klein, Horney, Kohut, Kernberg, Millon, Roningstam, Gunderson, Hare. El inicio del narcisismo es en la infancia, niñez y adolescencia temprana. Se suele atribuir al abuso y al trauma infantil infligidos por padres, figuras de autoridad o incluso compañeros.

Existe una amplia gama de reacciones narcisistas, desde las leves, reactivas y transitorias hasta el trastorno permanente de la personalidad. El suministro narcisista es la atención externa, generalmente positiva, utilizada por el narcisista para regular su sentido lábil de autoestima.

Los narcisistas pueden ser cerebrales. En este caso, obtienen su suministro narcisista de su inteligencia o logros académicos. También pueden ser somáticos. En cuyo caso, obtienen su suministro narcisista de su físico, ejercicio, destreza física o sexual y conquistas románticas o físicas.

Se trata en terapia de conversación. El pronóstico para un narcisista adulto es malo, aunque su adaptación a la vida y a los demás puede mejorar con tratamiento. La medicación se aplica a los efectos secundarios y los comportamientos, como los trastornos del estado de ánimo o del afecto y la obsesión-compulsiva, por lo general con cierto éxito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.