El orgasmo cerebral

Orgasmo cerebral

El concepto orgasmo cerebral no des demasiado conocido. Se trata de construir lentamente la intensidad mental y emocional entre los miembros de la pareja. El sexo comienza en los oídos, ya que el cerebro influye en el tipo de sexo que desea tener. Ya sea romántico, juguetón, sensual, íntimo, erótico o salvaje. De esta manera, ambas partes se concentran en la interconexión que comparten en el nivel más profundo, Sin duda el orgasmo cerebral puede ser una auténtica bomba de relogería. Algo que se convierte en un cielo lleno de fuegos artificiales explosivos.

Con millones de terminaciones nerviosas en el cerebro dedicadas a los labios, los besos apasionados son esenciales para lograr un orgasmo cerebral. Durante un beso largo y húmedo, la adrenalina hace que tu corazón se acelere mientras el núcleo controla la liberación de dopamina, una señal de deseo, del centro de recompensa de tu cerebro.

Una vez que los jugos fluyan, concéntrate en su pareja con toda su atención mirando profundamente a sus ojos para liberar oxitocina, el químico de unión que aumenta el deseo y
establece una mayor sensación de intimidad.

Pon tu mano prominente en el corazón del otro para encender los centros de fuego emocional para una conexión corazón-mente-cuerpo. La amígdala induce la energía sexual del cerebro a medida que los niveles equilibrados de serotonina te hacen sentir emociones intensas de placer, como si dos corazones laten al mismo tiempo.

Susurra en el oído de tu pareja cómo la vas a satisfacer sexualmente y aspire su aroma de excitación. El olfato es el más primitivo de todos nuestros sentidos que proviene del bulbo olfatorio. Es una parte del sistema límbico del cerebro. Un área tan estrechamente relacionada con la memoria y la emoción que a menudo se denomina «cerebro emocional».

Quita el aliento a tu pareja usando tu respiración. Siempre alrededor de sus zonas erógenas más sensibles. Desde la parte superior del cuello hasta la punta de los dedos de los pies. Cuando soplas tu aliento frío en el lado izquierdo del cuerpo de tu pareja, estás estimulando el lado derecho de su cerebro. Observa cómo los músculos de tu pareja se contraen con placer, controlados por el cerebelo.

Tu pareja debería rogarle que los toque ahora y con el primer toque erótico en los pezones, dedos de los pies u órganos sexuales, la región de la corteza sensorial del cerebro se enciende. Las neuronas que están vinculadas a sus diversas zonas erógenas se comunican con la corteza sensorial para, finalmente, activar las regiones del cerebro que producen el orgasmo. Quizás le interese saber que los dedos de los pies están ubicados junto al clítoris en la corteza sensorial del cerebro femenino.

Haz el amor para activar el hipocampo. Es una región del cerebro que evoca sensaciones alucinantes. Mientras que la corteza frontal induce fantasías eróticas y el cerebelo desencadena tensión sexual que derrite el cuerpo. Todo esto puede resultar en un orgasmo cerebral que derrite la tierra, derrite la energía y lo abarca todo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.