Lo tabú del sexo

Tabú

Las actividades tabú solían caer dentro de las parafilias. El sexo, tradicionalmente ha estado lleno de actividades de las que no se podía hablar. Por supuesto que desde que el hombre es hombre se llevan practicando Sin embargo, las sociedades más represivas a lo largo de nuestra historia las han ido silenciando. Teratando que no gozasen de visibilidad y ocultándolas. Un buen número de práctcias sexuales, tradicionalmente, se han ocultado.

Incluso agunas de estas prácticas sexuales tabú llegan a considerarse como un problema de salud mental. ALgunoas, en la actualidad, se consideran inusuales o poco comunes. Sin embargo, a menudo sucede que estás prácticas tabú pueden no ser tan poco comunes como podría pensarse.

Una vez considerado tabú, los fetiches de pies, zapatos, medias, botas y bragas son intereses sexuales comunes. Los tabús más populares son el exhibicionismo consensuado. Es decir, exhibir a alguien o similar al sexo en público y el voyerismo no consensuado.

Las fantasías de las mujeres de observar o que las observen toman muchas formas. Estas fantasías provienen de romper el fuerte tabú social de la privacidad visual.

A veces, las mujeres se excitan con la idea de ver en secreto a su amante teniendo sexo con otra mujer. Quizás con una prostituta. Pero también con otro hombre. A menudo, sin embargo, son ellos los que se exhiben. Las fantasías sexuales de ser objetivadas y transformadas en objetos eróticos o ojos dulces bajo la mirada masculina son muy populares entre las mujeres. Este tipo de fantasías tienden a empoderar y hacen que las mujeres se sientan deseadas en lugar de subyugadas.

Las fantasías de exhibición se correlacionan con el deseo de sentirse sexy, llamar la atención, ser admirado, apreciado y objetivado. Es el deseo de permitirse el elemento tabú de compartir públicamente lo que se ha vuelto abrumadoramente privado. Para algunos esto puede facilitar el desprendimiento de mensajes vergonzosos asociados con el sexo. También, una asociación con el poder; a medida que abrazas tu sexualidad para que otros la vean, puedes experimentar sentimientos de empoderamiento y control.

No es de extrañar que nuestra cultura esté tan obsesionada con los selfies. Ya que la necesidad de  deseo o buscar atención erótica es bastante evidente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.