El piercing en la vagina y en el clítoris

Piercing en la vagina

El piercing en la vagina y en el clítoris es muy demandado entre las mujeres más jóvenes. Cuando se trata de mujeres, generalmente es la capucha del clítoris la que se perfora en lugar del clítoris real o cualquier otra área de los genitales. Se trata de la zona más perforada, pero no de la única del aparato reproductor femenino. El procedimiento es menos complicado y por lo tanto más seguro. Contrariamente a la creencia popular, muchos perforadores no perforarán el clítoris debido a su sensibilidad y delicados nervios agrupados. Puede tardar hasta 3 meses en sanar después de la perforación inicial. Además, la perforación vertical es mucho más fácil que la variedad horizontal.

Lógicamente, un piercing en la vagina o en el clítiros debe realizarse de la forma más higiénica y, siempre, poniéndonos en manos de un profesional especializad. Las complicaciones que podrían surgir de no hacerlo podrían ser realmente catastróficas. Si bien la historia de persona difiere, la creencia general es que la perforación del clítoris aumenta mucho el placer sexual. En algunos casos, simplemente salir a caminar puede resultar en un orgasmo para algunos de estas afortunadas personas.

Cuando alguien con un piercing en la vagina es penetrado por un pene, el roce del anillo contra el clítoris mientras van y vienen rítmicamente proporcionará sensaciones intensificadas. Y sí, este es solo para el placer del dueño de la vagina. Las variedades más conocidas son las siguientes:

      • La Christina: También conocida como Venus, es una perforación debajo del montículo púbico. Esta perforación también requiere criterios anatómicos específicos y, por lo tanto, no se puede realizar en todos los casos debido a variaciones anatómicas. Esta perforación generalmente se realiza con una barra de superficie o una barra curva. Las joyas a menudo se personalizan para el cliente individual, ya que no hay dos piercings o montículos púbicos de Christina que sean exactamente iguales.
      • El Fourchette: Las perforaciones Fourchette no se realizan comúnmente, porque muy pocas personas tienen la estructura anatómica necesaria para esta perforación. Una perforación de Fourchette es una perforación de un colgajo de piel en la parte posterior de la vulva que pocos dueños de vulva tienen. Es un piercing principalmente estético, más que sexualmente estimulante. Por lo general, tarda de 8 a 12 semanas en sanar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.