La salud y el sexo

El sexo es salud. Eso es algo que no deberíamos olvidar en ningún momento. Tanto a nivel emocional como a nivel físico, el sexo puede favorecer de una forma muy significativa nuestra situación. El estado de ánimo, cuando nuestra vida sexual es sana, mejora. De esta manera hacemos que nuestro organismo gener endorfimas que nos provocan bienestar. Pero ese no es el único motivo.

El sexo, como el ejercicio, quema calorías. Una cita de veinte minutos puede quemar alrededor de 85 calorías. Por supuesto, las relaciones sexuales más activas pueden quemar más, y la interacción muy pasiva puede quemar menos. Pero sería mejor rellenar la cara con pastel de chocolate o helado. No hay nada mejor que el ejercicio moderado.

El sexo puede aliviar temporalmente el dolor incómodo que muchos de nosotros sentimos. Tocar, acariciar y los orgasmos liberan grandes cantidades de la hormona oxitocina, la hormona del abrazo. Cuanto más real sea la exposición física, mayores serán los niveles de oxitocina. Esto desencadenará la liberación positiva de endorfinas, que ayudan a aliviar el dolor, mientras nuestras células se bañan en una saludable sensación de paz.

El sexo reduce los niveles de estrés, reduce la presión arterial y mejora la circulación. Un estudio publicado en el Journal of Biological Psychology encontró que el sexo regular en realidad puede reducir la presión arterial diastólica tanto en hombres como en mujeres, mientras que otro encontró que acurrucarse con una sola mano puede reducir la presión arterial en las mujeres. Ser sexualmente activo al menos una o dos veces por semana puede mejorar su sistema inmunológico.

Esta actividad sexual regular se ha relacionado con niveles más altos de IgA (inmunoglobulina A), un anticuerpo que puede ayudar al cuerpo a combatir los resfriados y otras infecciones. La actividad sexual puede ayudarlo a dormir mejor por la noche. No hay nada más saludable. Las endorfinas relajantes y la oxitocina calmante pueden ser justo lo que necesita para finalmente conciliar el sueño después de un día o una semana ajetreados.

Se ha demostrado que el sueño es crucial para la salud en general, apoyando funciones corporales como la digestión, la circulación y el mantenimiento de un peso saludable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Finalidad: Publicación de comentarios. Legitimación: Usted consiente el tratamiento de sus datos para las finalidades indicadas. Destinatarios: No tenemos previsto ceder sus datos a terceros, salvo por obligación legal. Plazos de conservación: Los datos proporcionados a través de este blog serán conservados mientras exista un interés mutuo. Derechos: Tiene derecho a acceso, rectificación, supresión, portabilidad y oposición, como se explica a continuación. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos como se explica en nuestra Política de Privacidad.